TARTA DE QUESO CON ARÁNDANOS, VERSIÓN LIGERA VERANO


Se acerca el veranito y queremos lucir tipito en la playa, la piscina o con esos shorts en medio de la ciudad........pero también queremos seguir disfrutando de nuestros postres favoritos y no renunciar a nada. Pues bien, la solución esta tarta de queso con arándanos versión light en la que cambiamos la nata por leche desnatada, el queso crema o Philadelphia por yogur, parte del azúcar por miel, la mermelada de arándaos por arándanos frescos.......os aseguro que el resultado sigue siendo igualmente genial y con muchos menos remordimientos de conciencia.




INGREDIENTES:

2 yogures naturales desnatados o 0% materia grasa.
500ml de leche desnatada.
8 láminas de gelatina.
3 cucharadas soperas de azúcar.
100g de galletas María.
50ml de leche desnatada para mezclar con las galletas.
200g de arándanos frescos.
3 cucharadas soperas de miel.

PREPARACIÓN:

Picamos las galletas en la batidora. Añadimos los 50ml de leche desnatada y mezclamos bien.
Lo ponemos en la base de un molde desmontable o en aros de presentación. Lo metemos en la nevera mientras seguimos con la receta.
Mezclamos los yogures con la leche desnatada y el azúcar. Ponemos las láminas de gelatina a remojo en agua fría unos minutos. A continuación ponemos un poco de agua en un cazo y cuando comienza a cocer añadimos las láminas de gelatina escurridas de agua y dejamos que se deshagan. Lo agregamos a la mezcla de la leche y los yogures, mezclamos bien y lo ponemos sobre la base de galletas con cuidado.
Dejamos enfriar varias horas.
Desmoldamos y decoramos con arándanos frescos y miel.


Entradas populares